Este Blog está hecho como un agradecimiento y reconocimiento a quien a través de su música y poesía ha movido y conformado la banda sonora de mi vida. Las imágenes, letras y algunas canciones han sido tomadas de la red. La edición para los podcast son totalmente caseros y no pretenden algún fin de lucro. Este sueño es un tributo al señor de las lunas.





miércoles, 3 de marzo de 2010

La vita nouva - El rey azul



La vita nouva    

Alma cautiva y corazón gentil
dignos de esta razón, vuestro avisado
consejo solicito y os saludo
en el nombre del Amor que es nuestro dueño.
Pasado casi un tercio de las horas
fijadas a la luz de las estrellas,
el Amor me visitó súbitamente,
cuya esencia nombrar aún me aterra.
Alegre me sentí al ver en sus manos
mi corazón desnudo, y en sus brazos
a mi dama dormida bajo un lienzo.
Al fin se despertó y del corazón
ardiente, humilde y trémula comía;
luego se lo llevó... y llorando se alejó de mi.


El Rey azul   

Caminando por la calle
una carta levante
en el interior dos niños
se empezaban a querer.
Ella tiene doce años
es un mes mayor que él
la vergüenza, la inocencia
la hacen escribir tal vez...

Como hacen los mayores
hoy dos rosas te compré
yo no sé si sirven de algo
se hizo tarde ya lo ves.
Para que nadie las viera
las trataba de esconder
cuando al fin dieron conmigo
castigado y sin comer.

No importa
Sí tu
Me miras yo me convierto
En un rey azul
Me hice una promesa
Hace unos días
Para tocar tu mano
Y no me atrevo todavía...

No importa
Sí tu
Me miras
Yo me convierto
En un rey azul
Me hice una promesa
Hace unos días
Para tocar tu mano
Y no me atrevo todavía.

Y de pronto llega el viento
a tocar en mi balcón
el silencio sabe a estrellas
las estrellas a reloj.
El reloj que marca el tiempo
para que te vuelva a ver
quizá sea sólo un momento
un instante puede ser...

No importa
Sí tu
Me miras
Yo me convierto
En un rey azul
Me hice una promesa
Hace unos días
Para tocar tu mano
Y no me atrevo todavía

No importa
Sí tu
Me miras
Yo me convierto
En un rey azul
Me hice una promesa
Hace unos días
Para tocar tu mano
Y no me atrevo todavía...



1 comentario:

la MaLquEridA dijo...

Indudablemente cada canción de Emmanuel me trae gratos recuerdos y esta es especial porque mi hijo la usaba a sus tiernos 11 años para mandársela a una muchachilla que a él le gustaba.


Gracias por los recuerdos Víctor.


Un abrazo.

Caminando por la calle, una carta levanté